¿Por qué los millennials no queremos hijos? Aquí las ventajas del estilo de vida child free

La decisión de no tener hijos se ha vuelto cada vez más común entre los millennials. Desde las razones económicas hasta las ambientales, aquí te explicamos los principales motivos y ventajas del estilo de vida child free.

El estilo de vida child free o childless by choice consiste en adultos que viven bajo un mismo techo y toman la decisión de no tener hijos, aunque tengan la posibilidad de hacerlo. No es algo nuevo, es algo que inició en los 60s con el invento de anticonceptivos, así que no creas si te dicen que también es culpa de los millennials por querer extinguir la raza humana. 

A pesar de la presión social sobre las generaciones jóvenes para formar familias tradicionales, con el paso del tiempo las razones para no tener hijos son cada vez más aceptadas y las ventajas más claras. Te decimos solo algunas:

El estilo de vida child free y la economía

Para entender el estilo de vida child free hay que tomar en cuenta el contexto social y económico actual. Hoy en día los millennials nos enfrentamos a mayores retos económicos con sueldos más bajos y menores prestaciones que generaciones anteriores. 

Con el alza constante de las rentas, el costo de los servicios y los productos de la canasta básica, administrar un sueldo bajo para mantener a más de una persona es una tarea muy complicada. La situación laboral y económica tienen mucho que ver. Por eso vives con un roomie y tus gatos cuando a tu edad tus padres ya tenían casa propia y probablemente tú ya habías nacido.

Considerando que los hijos implican gastos fuertes y que necesitan una gran inversión de tiempo además de emociones, muchos adultos en la actualidad prefieren no comprometer su estabilidad económica ni complicarse la vida teniendo hijos. Para llevar un estilo de vida más cómodo, los millennials hemos recurrido a varias estrategias como compartir gastos, ya sea con un roomie o con tu pareja a modo DINK (Double Income, No Kids), con doble ingreso y sin hijos.

Tener hijos ya no es prioridad

Como una decisión consciente, el estilo de vida child free también habla de que las prioridades de un adulto independiente (por no decir “chavorruco”) hoy en día han cambiado, al igual que sus rutinas y relaciones. Sin las responsabilidades que conlleva el tener hijos y una familia tradicional, puedes enfocarte en tus carrera y en desarrollarte otros aspectos de la vida, como dedicar tu tiempo libre y dinero extra a tus hobbies o viajar.

Ser child free es eco-friendly

Otra razón común para elegir no tener hijos es la situación actual del medio ambiente. Muchas personas preocupadas por el estado actual del planeta sienten la responsabilidad de no traer más niños al mundo mientras las condiciones de éste no sean las mejores. Por otro lado, está la pregunta de cómo tomar cartas en el asunto ambiental y hacernos responsables del impacto de nuestras acciones. Acerca de esto, está comprobado que no tener hijos es una manera eficiente de reducir hasta 56.8 toneladas de dióxido de carbono al año, eso sin contar la generación de basura, por lo que una vida child free podría ser aún más ecofriendly que una vida zero waste. 

Además, muchos están optando por adoptar a un niño que ya existe y necesita una familia en vez de traer uno nuevo a un mundo sobrepoblado, dejando atrás el ego de verte reflejado en un “mini tú” y la imposición social de trascender a través de los hijos, haciéndolos responsables de un legado o de cuidar a sus padres de viejitos. 

Hijos vs. perrhijos

Pero ser child free no significa no tener alguien a quien cuidar y con quien compartir la vida. Además de tu roomie, tu pareja o los amigos, las mascotas son excelentes compañeros de vida. Si bien las mascotas se han considerado parte de la familia desde hace generaciones, antes se les tenía como guardianes o atracciones para los niños. Ahora cada vez más adultos independientes sin hijos adoptan perr-hijos, gat-hijos u otros animalitos y les dan los cuidados y la importancia de un hijo, comparación que causa polémica y molesta a más de un padre/madre luchón por cambiar las relaciones tradicionales entre humanos y animales y cuestionar la maternidad/paternidad. Por cierto, te dejamos este artículo de juegos simples y divertidos para jugar con tu perro en casa. 
Además de ahorrar, vivir con roomies y sin hijos tiene ventajas que van desde compartir plataformas de streaming y tener acceso a dispositivos o consolas que tú no tienes pero tu roomie te presta, hasta poder ser el host del after sin preocuparte por despertar a los pequeños de la casa. ¿Y tú qué opinas del estilo de vida child free?