¿Sin luz otra vez? Siéntete productivo cuando el apagón interrumpe tu jornada laboral

Ser productivos es una de las cosas en las que más tiempo invertimos, solo queremos convertirnos en unas máquinas capaces de hacer todo lo que se nos ponga en frente en el menor tiempo posible y con suerte hasta adoptamos conductas medio robóticas por eso si se llega a ir la luz sentimos que estamos perdiendo el tiempo, así que hemos escrito esto para ayudarte un poco con esa ansiedad por no enviar el reporte a tiempo.

Acepta la realidad: no es tu culpa

El hecho de que la energía eléctrica se corte tiene como consecuencia directa que nuestros módems se apaguen y no tengamos acceso a internet, que algo como esto haya sucedido no tiene correlación alguna con un mal karma o con que se les haya olvidado pagar la luz a tu roomie y a ti; si lo que necesitas es enviar un documento importante puedes utilizar tus datos para hacerlo y también para mantenerte pendiente de alguna noticia sobre el origen de la falta de energía.

Para que dejes de picarte los ojos por la ansiedad de estar sin luz, te decimos algunas maneras de pasar el tiempo y que no te sientas culpable por ser poco productivo.

#1 A limpiar

Ya sea que viva un ente en esa ropa que dejaste en la silla desde hace 1 semana o tengas tantos platos sucios que has comenzado a comer en desechables, este es un buen momento para avanzar o hacer esas tareas que se postergan por la falta de tiempo (o por pereza, está bien admitirlo) hacer esto te mantiene ocupado y realmente trabajando en algo que te traerá un sentimiento satisfactorio al final.

#2 A mover el esqueleto

Es probable que pases demasiado tiempo sentado frente a la computadora trabajando y que además sientas estrés por no estar avanzando con esa enorme agenda de actividades que tenías preparada para el resto del día, haz un poco de ejercicio y verás que liberando un poco de endorfinas te sentirás imparable para cuando vuelva la luz. Te dejamos unas rutinas de ejercicio en casa que puedes hacer con tu roomie.

#3 A cocinar

Si lo tuyo es pedir comida preparada todo el tiempo o de plano hacerte maruchan por la falta del mismo tal vez quieras hacerte algo de comer que no sea sopa instantánea. Puedes preparar alguna receta que puedas guardar para comerla luego e incluso preparar algunos snacks para la tarde cuando comenzamos a sentir con más fuerza el cansancio. Sólo recuerda que no sirve el refri ni el micro ondas.

#4 A retomar los hobbies

De seguro tienes algún hobbie por ahí olvidado al que no le has podido dedicar tiempo porque entre el trabajo y las 20 series de netflix que estás viendo, no encuentras el momento adecuado para retomarlo. Toma el tiempo para continuar ese bordado que dejaste a medias, desoxida tus dedos al tocar guitarra o simplemente continúa la lectura de ese libro que tienes en tu buró y comienza a perseguirte como un fantasma.

#5 A respaldar todos tus archivos por si se va la luz otra vez

Si trabajas en una laptop a la que todavía le funciona bien la batería, aprovecha el tiempo para guardar todos tus trabajos y respaldos por si se te llega a descargar en caso de que no regrese pronto el suministro de luz eléctrica o si tienes carga suficiente, entonces avanza un poco con ese encargo que tenías antes de entrar a la junta. Solo toma en cuenta que es mejor conservar la cantidad de carga de tus dispositivos electrónicos, en especial la de tu teléfono. 

#6 A hacer una lista de pendientes

Si no eres de los que son organizados en su área de trabajo (como el escritorio que parece más un campo de batalla de la segunda guerra mundial) o con sus actividades diarias, puedes tomar el tiempo para anotar el orden en el que vas a comenzar a hacer las cosas cuando regrese la energía y también para que limpies ese desastre en donde no entra ni un solo lapicero más. Incluso puedes aprovechar para hacer tu presupuesto mensual.

Por último te recordamos que desconectes tus aparatos porque al regresar la luz eléctrica puede que el voltaje o la potencia con la que regresa sea bastante fuerte y se quemen al recibirla de golpe. Si usas tu computadora conectada por cable a internet, también hay que desconectarlo o podría quemarse la motherboard.

Y recuerda, si llevas 3 días diciendo que ahora sí te bañas y na’mas no, aprovecha esta oportunidad para hacerlo. 


Si estás interesado en ser alguien más productivo aquí te decimos cómo dejar de procrastinar y si ya has notado un cambio, recuerda que siempre puedes ser mejor. Si los cortes de luz no son lo único a lo que te enfrentas, aquí te dejamos recomendaciones en caso de que estés atravesando el apocalípsis y te quedes sin agua. ¡Crucemos los dedos! Estamos igual de desesperados que tú.